Un centro del campo lleno de variantes

La línea de centrocampistas rojilla es la que más opciones diferentes ofrece, dependiendo primero del sistema, y luego de la elección de los jugadores.

En el sistema de Arrasate hay jugadores que, salvo sorpresa, parten con cierta vitola de indiscutibles. Son Oier y Brasanac en el doble pivote, o con el serbio por delante, y Rubén García y Roberto Torres partiendo desde banda y siendo en ocasiones interiores. Si el técnico de Osasuna decide jugar con dos puntas, algo más habitual esta temporada que la pasada, no habría hueco para un quinto, pero hay veces que es el propio Rubén quien juega por detrás del punta o la última incorporación Arnáiz. Si Brasanac adelanta su posición, Moncayola puede actuar junto a Oier. También hay opciones de ver a Íñigo Pérez, ya sea partiendo de banda izquierda si Rubén está junto al punta, o como mediocampista. Más raro sería volver a ver a Fran Mérida como titular, algo que sí sucedía en la primera vuelta. Las opciones de Róber Ibáñez y Barja han sido mucho menores que el año pasado, principalmente por las lesiones, pero tampoco es descartable que si Arrasate quiere abrir el campo pudieran jugar de inicio, seguramente en banda izquierda.

Como vemos, las opciones son múltiples, sobre todo si se juega con un único punta, aunque parece que Oier, Brasanac, Rubén García y Roberto Torres serían cuatro de los titulares en casi todas ellas.

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*